A menudo me encuentro con personas que creen que serán felices y podrán soltar todo el estrés, las cargas familiares y laborales, las responsabilidades, los problemas que tienen o disfrutar de ciertos deseos y sueños, cuando alcancen un objetivo o estado deseado como por ejemplo:

“Cuando me jubile, cuando los hijos crezcan y sepan ganarse la vida, cuando realice el viaje de mis sueños, cuando me compre la casa que anhelo, cuando mi familia deje de meterse en mi vida o me acepten tal y como soy, cuando me lleve bien con mis padres, cuando gane más dinero, cuando consiga un trabajo, cuando en el trabajo cumpla objetivos o desarrolle ciertos proyectos e incluso cuando acudan más clientes,  cuando consiga a esa pareja con la que todo será ideal, cuando la relación con mi pareja mejore, o tal vez cuando alguien que me hace sufrir se dé cuenta de que está mal su comportamiento y tome acción para cambiar”.

Otra de las cosas que hacemos para justificar el estado actual que no nos satisface y podamos estar tranquilos (o eso creemos), es la de dejar toda tarea o propósito para después; “después lo hago, después lo digo, después le llamo, después ya empiezo, después hablamos, después cambio.  …etc. “

Hace un tiempo…

Hace un tiempo yo misma me comportaba así, dejaba cosas y conversaciones para después, esperaba y deseaba sueños que estaba segura que me iban a hacer feliz cuando los consiguiera. Pensaba que mi infelicidad o insatisfacción era porque fulanito o fulanita me ponían de los nervios, o porque ciertas personas me hicieron mucho daño en el pasado. Entonces lo que hacía era alejarme de las personas que eran tóxicas para mí y pensar que objetivos  y propósitos conseguir en mi vida, para así sentirme mejor.

Cuando iba alcanzando todo aquello que me proponía, me daba cuenta que nada de eso me hacía feliz, tan solo en un determinado momento del tiempo podía saborear la dulce sensación de plenitud que me aportaba llegar a conocer otras personas y conseguir aquella meta o premio, sin embargo, más tarde saboreaba una sensación agridulce que me provocaba un vacío inexplicable, el cuál me hacía volver a querer, necesitar y desear más cosas. Así que me decía: – «Esta vez Sí que me voy a sentir mejor y voy Ser feliz con los nuevos propósitos y con la nueva gente que voy a conocer».

Dejamos personas atrás, dejamos de hacer cosas, cumplir sueños o deseos, para más tarde… por Miedo. Tenemos miedo a ser nosotros mismos, porque somos conscientes que para Ser nosotros mismos, tenemos que mirar por y para nosotros, y eso parece ser de egoístas. Tenemos miedo a ser nosotros mismos, porque a veces debemos soltar cierto tipo de responsabilidades que nos generan una carga, dependencia y apego y eso no es posible porque nos generaría otro gran problema.soltar y ser una misma

Tenemos miedo a expresar nuestras necesidades.

Tenemos miedo a expresar nuestras necesidades y permitirnos hacer lo que realmente deseamos, porque con el tiempo hemos llegado a creer que no son tan importantes. Tenemos miedo de Ser nosotros mismos y lo único que hacemos es estar pendiente de que todos estén felices, anteponiendo sus necesidades antes que las nuestras, porque así de esta manera nos ganamos su reconocimiento y nos sentimos amados.

No podremos Ser nosotros mismos y acabaremos sufriendo, porque creemos que los demás nos harán felices, que ellos se encargarán de cubrir nuestras expectativas y carencias, a cambio de nuestra entrega y devoción incondicional.

Y me refiero con Ser nosotros mismos, a realizar, a cumplir, a hacer realidad aquí y ahora eso que deseamos, eso que anhela nuestro corazón, dejando a un lado a esa máscara o personaje que va queriendo salvar a todos, va juzgando todo o va en plan víctima y quejándose por la vida. Nada, ni nadie está aquí para cubrir nuestras expectativas, ni tampoco para cubrir nuestras carencias. Nadie nos hace daño, somos nosotros quienes proyectamos nuestras expectativas y carencias en los otros y si no se comportan como nosotros esperamos, nos sentimos dolidos y les reprochamos aquello que hicimos por ellos.

Pero claro, para Ser nosotros mismos, lo primordial es Ser coherentes con lo que pensamos, deseamos, sentimos y hacemos. Si nosotros deseamos y sentimos una cosa y luego pensamos otra, decimos otra y hacemos otra, lo único que estamos haciendo es crear más caos y confusión en nuestra vida. Además, este tipo de incoherencias, a menudo traen enfermedades, accidentes o dolores corporales que permanecen en el tiempo, que nos avisan y nos hacen parar, para que seamos conscientes, para que respiremos y reflexionemos, porque con esta incoherencia nos hemos apartado y desconectado de lo que realmente somos.

Nos mentimos y nos engañamos una y otra vez. Este tipo de felicidad en la que creemos, es ilusoria y vacía de lo esencial que, la Vida, Dios, el Universo, la Fuente, ese algo más grande o como quieras llamarlo, desea que seamos.

Durante éstos 10 últimos años he podido experimentar a través de un gran trabajo interno, que sentir y ver la felicidad en el FUTURO, trae más sufrimiento e insatisfacción , y que dejar mi bienestar en manos de otros, también trae más infelicidad.

He comprendido que las adversidades que se nos presentan en la vida, esas dificultades que nos vienen y nos agitan la vida y nos hacen sufrir, vienen con la intención de que dejemos de ser ese personaje que no somos y seamos lo que ya somos. Vienen para decirnos que salgamos de detrás de esa máscara donde nos escondemos y dejemos de fingir lo que no somos, para Ser lo que realmente somos. Ser nosotros mismos, que no es ni más ni menos que… Ser en el Amor.

He soltado y mucho; he soltado cargas, responsabilidades que me hacían sufrir, he soltado comportamientos de servidumbre, de sumisión, de querer ayudar sin poner límites, he soltado a mi imagen ante los demás, he soltado el qué dirán, he soltado los juicios ante los demás, he soltado la queja, he soltado… y me he dejado caer. Y cuando te dejas caer ocurre la magia, ocurre que te llenas de una plenitud  maravillosa y grandiosa que te hace sentirte más viva que nunca.

Me siento libre, con alegría de estar viva, satisfecha con todo y con todos, en una total aceptación hacia todo lo que me rodea y hacia todos los seres de este mundo. Me siento plena y colmada de todo, sin deseo de conseguir nada. Ya soy feliz, estoy bien y todo está bien.

Evidentemente la vida a veces duele, pero mi dolor es mucho más llevadero, lo vivo desde un estado de consciencia que me aporta claridad y serenidad en esos momentos de adversidad, de agitación y de dolor.

Estoy en paz en quietud y esto sólo se puede vivir en presencia de uno mismo con el mismo presente, porque cuando una suelta toda expectativa sobre lo que debería ser y llena de Comprensión y Amor a sus propias carencias, uno pasa a ser ese mismo momento, ese mismo instante en unión, en comunión y armonía con la naturaleza, con todos los seres de este planeta, con toda la Vida y el Universo.

La felicidad está presente en todos los días de nuestra vida. Está aquí y ahora, en éste mismo momento que estás leyendo, está esperando paciente a que seas tú mismo para poder disfrutarla con toda su magia. He llegado a comprender que para que éste momento sea feliz o no, depende mí. Yo soy la que hace el momento feliz. No es el momento el que me hace feliz. Mi felicidad depende de mí, dejar mi bienestar o felicidad en manos de otros o proyectarla en la consecución de un objetivo o meta, lo único que me ha traído es más insatisfacción.

suelta y vuela

Abre tus alas y déjate caer

Sé tú misma/o, déjate caer y abre tus alas como lo hacen los pájaros que están a punto de abandonar el nido. Comienza por mover tus alas, esto ya es un síntoma de consciencia para que sepas que las tienes. Dos maravillosas alas que te van a sostener en los momentos más difíciles. Si tienes a alguien que te apoye, genial, pero si no lo tienes igualmente te podrás sostener tú sola/o, porque ya eres consciente de que puedes volar y Ser tú misma/o. Y sólo de ésta manera comenzarás a sentirte llena/o y podrás dar a los demás lo mejor de ti y además podrás disfrutar haciéndolo.

A día de hoy, sigo moviendo mis alas, soltando y siendo yo misma… yo estoy en ello ¿y tú?

Si deseas aprender a soltar y no sabes cómo, estoy aquí para ti.

La Felicidad no es completa si no se comparte.

De Corazón a Corazón, AMR

www.angelesmunozros.com

20 comentarios
  1. Silvia
    Silvia Dice:

    No podías estar más acertada con estas palabras. Yo misma me reconozco en algunas cosas qe dices. Gracias

    • angelesm
      angelesm Dice:

      Gracias Silvia por tu sinceridad,muestras consciencia y valentía en tus palabras.
      Un abrazo

  2. Dami
    Dami Dice:

    Yo también estoy en ello, intento cada día ser yo, no siempre lo consigo pero cuando no lo hago soy consciente, así pues pasó a paso, el trabajo personal debe ser constante, y desde luego con tu ayuda, Ángeles Muñoz, todo más sencillo. Gracias

    • angelesm
      angelesm Dice:

      Gracias Damiana por tu comentario. Paso a paso como tu dices y cada día en tu propio trabajo personal. Te invito a seguir, ¡¡¡Adelante!!!.
      Un abrazo

  3. Marco
    Marco Dice:

    Hola Gelen, me siento completamente identificado he llegado hasta un punto en que he creído que te habías basado en mi vida para poder escribir todo esto porque es que todo lo que has narrado es mi vida la lucha de mi vida por encajar por ser aceptado por vivir en la inconsciencia por vivir para los demás por llenar ese vacío creado por haber dado yo todo a los demás bastante bastante acertado de verdad. Muchas gracias por traerme de vuelta al presente

    • angelesm
      angelesm Dice:

      Gracias Marco por tu comentario. Ser consciente de esa identificación es un gran paso. Te invito a disfrutar de este maravilloso momento presente. Un abrazo.

  4. Alma
    Alma Dice:

    Aprender a soltar, asumir en consciencia que aunque sea a veces doloroso, ese soltar en mi caso es un camino hacia la libertad, hacia el encuentro de mi ser, no tener miedo a expresarme con mi vida, aunque en principio creí perder solo estaba al encuentro de la vida. He comprobado que la coherencia y honestidad conmigo y con los demás me regala esas alas. Me llega de manera especial ese dejarse caer y extender las alas, si no soy capaz de dejarme caer nunca descubriré que tengo alas para volar. Si no me enfrento con mi miedo a caer y perder cosas que yo creía imprescindibles, ya sean cosas, personas, nunca descubriré mis alas, nunca mirare hacia dentro y buscare mi ser, mi sentir profundo.
    Gracias bello ser luz que Dios por su generosidad ha puesto en mi camino. La vida se abre a cada instante.

    • angelesm
      angelesm Dice:

      Gracias Alma por tu comentario. La coherencia y honestidad con uno mismo es un paso muy importante a tener en cuenta. Ser consciente de ello te hace soltar un poco más. ¡¡¡Adelante con tu vuelo!!! Un abrazo

  5. Angeles
    Angeles Dice:

    Hola, me siento muy identificada en casi todo lo que dices, muchas gracias por hacerme ver con claridad en el punto en el que me encuentro, hay mucho trabajo por delante. 🙂

    • angelesm
      angelesm Dice:

      Gracias Ángeles por tu comentario. El punto en el que te encuentras es el necesario para más Amor. ¡¡¡Adelante con ese trabajo que queda por delante!!!.
      Un abrazo.

  6. Dany
    Dany Dice:

    Estupenda lectura para este momento de relax café en mano. De todo lo q compartes, q es bien cierto, ya q en cualquier situación de cambio vive el miedo a perder elementos q sí te llenan aunke el conjunto no, destaco q la felicidad no existe per se sino q la creamos cada una de nosotras. Ese es nuestro regalo y pocas veces nos lo permitimos. Un sinsentido. Food for thought.
    Un beso enorme amor !!!

    • angelesm
      angelesm Dice:

      Gracias Dany por tu comentario. Permitirnos Ser nosotros mismos, es nuestro mayor regalo. Todo tiene sentido, el dolor trae más Amor.
      Un abrazo.

  7. Toñi Ros
    Toñi Ros Dice:

    Qué sabias palabras Helen y cuántas realidad hay en ellas lástima que no nos damos cuenta de todas esas situaciones que nosotros podemos cambiar hay que tener en cuenta que llevamos parte de una vida ya vivida qué caemos en la monotonía a no ser por personas como tú que te abren la mente y te explica situaciones y cosas que desconocemos y nos enseña a encontrar nuestro yo no es fácil abrirse y descargar la mochila pero poco a poco se consigue como tú ya sabes yo lo he descubierto de un día para otro aunque me queda mucho por descargar pero la vida te cambia totalmente muchas gracias Helen por estar ahí y ayudar en este camino. Un beso

    • angelesm
      angelesm Dice:

      Gracias Toñi por tu comentario. Palabras profundas y sabias que nos nutren a todos. ¡¡¡Adelante en tu camino!!!. Un abrazo

  8. Marina
    Marina Dice:

    Cómo siempre totalmente de acuerdo contigo, de hecho siempre he pensado que mi problema de salud lo ha provocado precisamente no ser yo misma y no cuidarme lo suficiente por agradar a otros. Por desgracia a veces tenemos que aprender a las malas, pero pienso que lo importante es aprender la lección y darnos cuenta de nuestros errores. Y como bien dices que la felicidad dependa de nosotros y no de las circunstancias.
    Muchas gracias!

    • angelesm
      angelesm Dice:

      Gracias Marina por tu comentario. Toda una valentía por tu parte y una gran toma de consciencia. Un abrazo

  9. Esmeralda
    Esmeralda Dice:

    Que gran razón tienes Ángeles, una y otra vez he intentado ser la salvadora de todos, sin poner límites, sin decir un simple «no» intentando cubrir las necesidades y aburrimientos de otros.

    Estando con personas tóxicas para cubrir mis vacíos, ahora poco a poco estoy saliendo siendo yo misma y escuchando a mi niña pequeña que llevo dentro.
    Se que es un camino de gran aprendizaje pero de eso se compone la vida, es un continuo aprendizaje

    • angelesm
      angelesm Dice:

      Gracias Esmeralda por tu comentario. Se nota que estás haciendo un trabajo interior profundo. ¡¡¡Adelante!!! Un abrazo

  10. Shún kawa khan che tans'ka
    Shún kawa khan che tans'ka Dice:

    Sal de tu zona de confort, conoce lugares nuevos…
    ¡Siempre vale la pena!
    – Una sola vida, eso es todo lo que tenemos -.
    Escribe tu mejor historia posible, enfréntate a todos tus miedos y cumple tus sueños.
    Pero sobre todo crece y cree en tí…es todo lo que se necesita.
    I go up baby and r’n’r (Lakota sioux dream) /\ !!!

Los comentarios están desactivados.